Lados B: Martin Scorsese


Ricardo Trejo Febrero 10, 2014 0 Lectura de 7 minutes

De niño era asmático, miope y flaco, hijo de padres sicilianos que se dedicaban a la confección de ropa, y criado en la pequeña Italia del bajo Manhattan. Esto lo llevó a cultivar una devoción absoluta por el cine, devorando filmes de John Ford, Samuel Fuller, Orson Welles, Luchino Visconti, Rosellini -que sería su suegro a fines de los 70-, Fellini y sobre todo, Powell y Pressburger (‘Narciso Negro’ es una de sus películas favoritas y Deborah Kerr uno de sus primeros amores, cosa que tuvo la suerte de decirle).
Miguel Cane sobre Martin Scorsese en su libro ‘Pequeño Diccionario de Cinema para Mitómanos Amateurs’.

Martin Scorsese es sinónimo de calidad en el cine. No hace falta mencionar su enorme aporte tanto con su vasta filmografía, así como su campaña por preservar y restaurar las películas para que las nuevas generaciones tengan oportunidad de ver los primeros trabajos que dio fruto el Séptimo Arte. Pero, ¿qué hay más allá del hombre que ha entregado tantas joyas al cine?, ¿qué sucede cuando Scorsese sale del set?

Lados B es una nueva mini-serie de Cinéfiloz que tratará precisamente sobre eso: ¿qué hacen los directores de cine cuando no están dirigiendo una de sus películas?, ya sea trabajando en un proyecto paralelo o no. Muchos de ellos se iniciaron en el mundo de la publicidad o haciendo videos musicales, para posteriormente dar el salto a las grandes producciones de Hollywood, y son trabajos que valen muchísimo la pena recopilar y tener en cuenta, mostrándonos así esa otra faceta del artista y apreciar aún más su trabajo. Qué mejor manera de inaugurar esta nueva sección que con uno de los cineastas más influyentes y aclamados en la actualidad: Martin Scorsese. Comencemos.

BAD (1987).
Dirige su primer video musical.

Se podría decir que este es fue el primer trabajo oficial fuera del largometraje para el director. Michael Jackson se distinguía por colaborar con grandes genios de la industria, y tremenda mancuerna que logró concretar con el cineasta para llevar a cabo el rodaje del segundo sencillo del álbum Bad. Si bien acá les dejo la versión editada del video, en realidad Scorsese filmó toda una pequeña historia girando en torno a la canción, y la encuentran acá.

SCORSESE, EL PERFECCIONISTA (2003).
Comercial para American Express.

¿Se imaginan si el director tomara las fotografías de cuando cumplieran cinco años? ¿Cómo se vería buscando el ángulo, iluminación y reacción perfecta durante la fiesta y entre tanto niño?
Se dice que el director es bastante meticuloso con todos los detalles a la hora de rodar una de sus películas, quizá no tanto como Kubrick, pero este rumor llegó a oídos de la American Express, quien le pidió a Scorsese que colaborara en uno de sus anuncios para el Festival de Cine de Tribeca (la marca patrocinaba el certamen). El director aceptó al final y el resultado es un simpático anuncio donde un arrepentido Scorsese se avergüenza de la mayoría de las fotos que sacó aquel día de la fiesta. La comedia, es algo que sin duda se le da muy bien al cineasta.

SCORSESE ES UN PEZ GLOBO (2004).
Presta su voz en ‘Shark Tale’.

Quienes hayan visto al película en su momento doblada en español, es muy probable que no hayan notado el gran elenco que estaba detrás de las voces de los personajes, así como el sin fin de referencias al cine de gángsters. Entre todo ese embrollo, hay un personaje llamado Sykes, quien se distinguía por su particular par de cejas abundantes. ¿Qué otro director famoso con cejas así que Martin Scorsese?. El cineasta prestó su voz para este simpático pez globo y compartió varias escenas con el tiburón Don Lino, quien era doblado por Robert De Niro, antiguo y frecuente colaborador de Scorsese en su época dorada.

EL GUIÓN DE GOOD MOMMAS (2007).
Ellen DeGeneres y su propuesta durante los Oscars.

Si algo le admiro a este genial director, es su sentido del humor, y es que a diferencia de otras celebridades que se ofenden con parodias sobre ellas o sobre alguna broma, Scorsese hace todo lo contrario, le sigue el juego a quien sea que esté bromeando con él. Tal fue el caso en la edición no. 80 de los Premios de la Academia, cuando Ellen DeGeneres se le acercó para ofrecerle un guión que era una mezcla de Goodfellas (1990) y Big Momma’s House (2000). La reacción de Scorsese con la broma de Ellen es genial. Como dato curioso, aquella noche Scorsese ganaría su primer Oscar por Mejor Director. Este año, tanto el director como DeGeneres se volverán a encontrar en las mismas circunstancias. ¿Será que pueda ganar de nuevo?, ¿o que Ellen DeGeneres le ofrezca el guión para Good Mommas 2?

SIRI Y EL IPHONE 4S (2012).
Comercial para Apple.

Es del saber de muchos que la compañía de Steve Jobs no se conforma con anunciar sus nuevos productos de una manera “tradicional”. Un lanzamiento debía ser algo memorable, y en 2012 se encargaron nuevamente de esto poniendo a Scorsese dentro de un taxi (haciendo obvia referencia a Taxi Driver) y haciendo preguntas a Siri acerca del tráfico, contactos y demás. Vamos, básicamente vendiendo el producto. Una vez más, Scorsese demuestra su habilidad natural para actuar frente a la cámara. Genial.

“¡SCORSESE!” (2012)
La reacción del director al famoso juego de tragos.

La noche antes de esta entrevista, el elenco de Bridesmaids inauguraba un drinking game durante la entrega de los SAG awards, y el cuál consistía beber un trago de vodka cada que alguien dijera “¡Scorsese!“. La hilarante reacción del cineasta a la mañana siguiente sería la que están por ver a continuación, y se nota inmediatamente que le agrada la idea. Semanas después durante los Oscars, Rose Byrne y Melissa McCarthy volverían a jugar aquel drinking game a tan sólo unos metros del director, y su reacción volvería a ser igual de graciosa.

*Clic en el botón CC del reproductor para activar los subtítulos.

LA CALLE DE LOS SUEÑOS (2013).
Comercial para Dolce & Gabanna.

A finales del año pasado, Scorsese volvía a llamar a Matthew McConaughey (con quien trabajó brevemente en The Wolf of Wall Street) para ayudarle con un pequeño anuncio de la reconocida firma italiana. Scarlett Johansson también se uniría al proyecto, y junto con McConaughey contarían una pequeña historia de dos estrellas de cine que recorren las locaciones para una película romántica que están por filmar, al mismo tiempo que ambos coquetean. En sí este anuncio tiene poco o nada que ver con la fragancia, pero a Scorsese le atrajo la idea de hacer el proyecto debido a su amor de filmar en las calles de Nueva York (donde pasó toda su infancia). Street of Dreams termina siendo un hermoso corto con toques del cine clásico de Hollywood que tanto cariño le tiene el cineasta.

Arriba son sólo unos cuántos de tantos Lados B que posee Martin Scorsese, pero quizá esta compilación sea de los principales. Da mucho gusto saber que además de ser un gran cineasta, Scorsese también sea una gran persona, de ahí que muchos le quieran fuera de los rodajes, que le admiren, y que lo tomen como un modelo a seguir para proyectos personales. Los dejo pues, con aquel genial homenaje que le realizaron al director en la entrega no. 67 de los Globos de Oro al entregarle el Cecill B. DeMille (uno de los reconocimientos más grandes que se dan en Hollywood), y que al verlo nos vuelve a recordar por qué Scorsese se convirtió en el enorme titán que es ahora.



Dejanos tu comentario »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *